Los usuarios de transporte público deben aplicar medidas similares a las que se usan todos los días para prevenir enfermedades a fin de reducir el riesgo de infectarse con Covid-19.

Esto es lo que dice Mounir Abou Haidar, profesor del departamento de biología celular y de sistemas de la Universidad de Toronto.

El transporte público puede parecer arriesgado y provocar ansiedad durante una pandemia, pero según el Dr. Abou Haidar, es posible reducir el riesgo de infección.

Mantener la distancia

«Mantenga al menos 1 metro de distancia entre usted y las demás personas, particularmente aquellas que tosan, estornuden y tengan fiebre. ¿Por qué? Cuando alguien con una enfermedad respiratoria, como la infección por el Covid-19, tose o estornuda, proyecta pequeñas gotitas que contienen el virus. Si está demasiado cerca, puede inhalar el virus», dice el Ministerio de Sanidad.

Es recomendable incluso dejar pasar algunos vehículos para asegurarse de que toma un vagón o autobús menos lleno.

Cubrirse la boca y la nariz 

El Ministerio de Sanidad también aconseja cubrirse la boca y la nariz con pañuelos desechables o con una tela al toser o estornudar. Si no tenemos pañuelos desechables, lo mejor es cubrirse la boca con el antebrazo, para evitar que las posibles gotitas se propaguen mediante el contacto directo.

¿Se deben usar mascarillas?

Aunque las mascarillas quirúrgicas reducen el riesgo de contagio de infecciones respiratorias como el nuevo coronavirus, su uso no se recomienda a personas sanas en la vida cotidiana, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Ningún estudio ha evaluado todavía si el uso de mascarillas quirúrgicas por la calle o en transportes públicos por parte de personas sanas, que es habitual en China y otros países asiáticos, ofrece algún beneficio.

Evite tocarse los ojos, la nariz y la boca

Las manos tocan muchas superficies que pueden estar contaminadas con el virus. Si se toca los ojos, la nariz o la boca con las manos contaminadas, puedes transferir el virus de la superficie a sí mismo.

Si decide usar guantes desechables, recuerde tirarlos – en un contenedor de basura – al llegar a su destino final,  y lavarse las manos o usar gel antibacterial inmediatamente después.

Proteja sus ojos

La protección ocular es un aspecto desconocido de la prevención.

Los expertos afirman que  «los ojos también son un punto de entrada para los virus» debido a las gotitas en el aire. Para remediar esto, usar anteojos o gafas de sol que pongan una barrera frente a los ojos es una buena solución.

El transporte público sigue siendo seguro.

A medida que el coronavirus avanza, los operadores de transporte público  se comunican con sus clientes para asegurarles de que estén tomando las precauciones necesarias para garantizar que puedan viajar.

Se ha reforzado la limpieza y desinfección de los vehículos, aislado a los conductores para evitar el contacto directo, y eliminado el pago en efectivo, entre otras cosas.